Cementerios

Visitar cementerios. Otra opción de turismo.

Visitar cementerios de todo el mundo

Visitar cementerios en nuestros viajes se ha convertido en una opción más de turismo. El llamado necroturismo nos permite descubrir verdaderas obras de arte. Este nueva costumbre de visitar cementerios rompe con el tradicional tabú de nuestra sociedad que nos obligaba a ocultar la muerte.

Visitar un cementerio también nos mostrará como son los vivos que viven en ese lugar que hemos ido a visitar. Descubriremos sus costumbres a la vez que disfrutaremos de un relajante paseo. En otros casos podremos ver tumbas de famosos personajes de todas las épocas plagados de flores en su recuerdo. En este artículo os queremos mostrar no solo aquellos que son conocidos por sus obras de arte o por sus personajes. Algunos son famosos por costumbres o ritos que se realizan en ellos y que son realmente curiosos y espectaculares. Vamos a verlos

Cementerio judío de Praga

Este cementerio se encuentra situado en el antiguo barrio judío de Praga. Aquí comparte con la sinagoga protagonismo. Su curiosidad consiste en su desorden. La ley judía prohíbe la destrucción de tumbas. Los judíos tuvieron que ingeniárselas cuando se quedaron sin espacio. La solución fue muy curiosa pero práctica. Comenzaron a enterrar a sus muertos sobre los que ya habían sido enterrados antes. De esta manera se supone que existen doce capas de tumbas bajo tierra.

En este cementerio las lápidas se amontonan unas al lado de otras sin orden aparente. Se debe a que cada lápida es de una capa diferente de entierro. Este hecho además a producido que el cementerio esté más elevado que el resto del barrio.

La tumba más antigua data de 1439. La última de 1787, se decidió que ya no cabía nadie más. Se supone que hay alrededor de 100000 cadáveres bajos las 12000 lápidas. A pesar de ello hay un museo con los nombres de 75000 judíos eliminados en la campo de concentración de Terezin y dibujos de los niños que allí estuvieron.

Para visitar cementerios esta es una opción sin duda. Además observareis la antigua costumbre judía de sustituir flores por notas de papel.

Cementerio Père Lachaise de París

Nos encontramos en el cementerio más grande de París. Destino turístico principal por varias razones.

En el descansan más de un millón de personas. Sus más ilustres residentes son Oscar Wilde, Edith Piaf, Chopin Jim Morrison o Delacroix. Es costumbre en la tumba de Wilde dejar besos marcados con lápiz de labios. En la tumba de Edith Piaf se dejan rosas rojas. Al funeral de esta famosa cantante enterrada en 1963 acudieron 40000 personas.

Para los parisinos se trata de un verdadero parque y como tal lo cuidan. En el ahí muchísimos gatos y más de 5000 árboles. Tenga el gps actualizado si no se quiere perder.

Cementerio de Staglieno en Génova

Este cementerios italianos es uno de los que no debe dejar de ser visitado. Situado encima de una colina es un marco incomparable. Su inauguración data de 1851. Fue construido en una etapa de gran esplendor para la ciudad por las familias más adineradas. Estas familias no escatimaron en gastos y sus jardines fueron diseñado por el arquitecto Carlo Barabino.

Debemos visitar la gran cantidad de mausoleos impresionantes que hay. Vaya con tiempo y calma porque se trata de uno de los cementerios más grandes de Europa. No olvide sobretodo ver El Ángel de Monteverde, es espectacular. Y no deje de visitar cementerios.

Cementerio Alegre. Sapanta (Rumanía)

Si quiere visitar cementerios originales no se pierda este. Sapantza es una pequeña aldea rumana del condado de Maramures. Cuando uno entra en el cementerio lo que le llama la atención es el colorido de sus tumbas. En más de 800 de ellas hay cruces de madera de roble de vivos colores. Más que un cementerio es una invitación a la alegría. Pero si nos acercamos descubriremos una nueva sorpresa. En ellas se describe a la persona que allí yace. Así encontramos epitafios que alaban al fallecido. Pero en otros se les critica sin tapujos. Un lugar que no podemos dejar de visitar.

Xoxocotlan. Un cementerio de México.

En ese apartado sobre México Xoxocotlan en Oaxaca es un ejemplo. Podría hablar de otros como el de San Andrés de Mixquic en la capital. Aquí queremos mostrar una tradición. El día 1 y 2 de noviembre en México se celebra el día de los muertos. Se supone que esos días regresan las almas de los difuntos y se celebra. Miles de familias se congregan en los cementerios para celebrar una gran fiesta y reencontrarse con los seres queridos. Todo un espectaculo funerario.

Visitar cementerios victorianos. Highgate en Londres.

Antiguamente en Londres los funerales se celebraban en las parroquias dentro de la ciudad. Los enterramientos también se producían en el interior del municipio, en los llamados cementerios parroquiales.

En 1830 el Parlamento decidió la construcción de siete nuevos cementerios para evitar problemas de salud. Uno de ellos fue el cementerio de Highgate.

Hoy en día no podemos obviarlo en nuestra lista para visitar cementerios. Se trata de un cementerio inmerso en un vasto bosque. Es muy posible que nos crucemos con una ardilla en él. Fue rehabilitado a partir de los años 80 del pasado siglo y hoy vemos todo su esplendor.

Aquí también encontraremos a algún personaje famoso como Karl Marx entre sus residentes.

Cementerio de South Park Street en La India

Aunque este cementerio este situado en La India no se dejen engañar. Nos encontramos ante un cementerio británico en toda su extensión. Este monumento está construido en 1767. Esta es la época en que la dominación inglesa de La India era total. Aquí yacen los más altos cargos británicos de la época. No dude si viaja a este gran país asiático en visitarlo. Aquí podrá mostrar sus respetos a varios gobernadores británicos y observar sus bellos mausoleos. La arquitectura de algunos de ellos es de un espectacular estilo gótico o indo-sarraceno.

Cementerio Nacional de Arlington. Virginia (USA)

Todos conocemos el cementerio militar de Arlington. Quien no lo ha visto en alguna película de Hollywood. Este cementerio se creó durante la guerra de secesión americana. Desde entonces se entierran aquí militares de todas la guerras que ha librado el país americano.

Cuando decida visitar cementerios vaya a este situado a la orilla del río Potomac. Más allá de sus innumerables hileras de cruces y lápidas suba a la cima y observe las espectaculares vistas. También se encuentran algunas tumbas de personas que no fueron militares como la de John Fitzgerald Kennedy que debe ir a ver. Y visite monumentos como el del soldado desconocido o el memorial a Iwo Jima entre otros.

Quizás se cruce con algunos de los ciervos que viven por allí libremente. Otra razón para visitarlo.

Saint Louis nº 1 en New Orleans (USA)

La ciudad de Nueva Orleans tiene dos características especiales. Esta ciudad se encuentra bajo el nivel del mar. Por otro lado y como todos recordamos de no hace mucho tiempo se inunda con cierta frecuencia. Ambas cosas provocaban en tiempos que los muertos flotasen en cada inundación. La solución fue enterrar a los difuntos no bajo tierra, sino en pequeñas criptas. De esta forma si paseamos por sus calles parece una pequeña ciudad. Las criptas se encuentran ordenadas como si fueran pequeñas casitas una al lado de otra. Este cementerio se encuentra cerca del barrio francés así que cuando lo visitemos podemos acercarnos a disfrutar de este monumento del siglo XVIII y XIX.

Seguramente se os ocurra alguno más. En el mundo existen multitud de cementerios preciosos y otros curiosos. Nosotros solo hemos querido mostrar algunos de ellos. No olvides en tu próximo viaje visitar cementerios. También es una actividad que te aportará mucho.

Deja una respuesta